Templo revela los secretos del dios único.
Fecha Thursday, 07 March a las 00:54:52
Tema La Zona Cero


Los arqueólogos creen haber descubierto los origenes del monoteismo gracias a un templo hallado en la antigua ciudad de Pella, al norte de Jordania.

En una esquina alejada de Jordania, los arqueólogos han destapado un cuarto que puede transformar la manera que pensamos de dios.

El templo de Migdol en principio no pareció ser más que una red antigua de paredes fortificadas. Cuando en 1997 todos los arqueólogos australianos y jordanos enpezaron a unir sus piezas en el yacimiento de Pella, no imaginron que estaban reconstruyendo un "libro" de 3.600 años de antiguadad escrito en piedra

Continuamente en uso a partir del 1650 a.c. al 850 a.c., el templo de Migdol cuenta dentro de él con centenares de artefactos religiosos que apuntan a cinco fases muy distintas de ocupación y de reconstrucción. Construido, destruido, y reconstruido repetidamente, el templo de Migdol registra prácticas del culto que cambian durante el ascensión de los cananitas de Hyksos, durante el nuevo imperio del reino egipcio, la era de filistea, y la edad de los reinos locales.

Cada una de estas civilizaciones han ido dejando cicatrices en el templo, lo que lo convierte con un poco de imaginación en una película épica que describe el nacimiento del monoteismo.

Durante los aproximadamente 800 años de su ocupación, los que utilizaron el templo de Migdol lentamente cambiaron su creencia politeista de la edad de bronce en la creencia henoteista de la edad del hierro, un período durante la cual los governantes permitieron que las comunidades creyeran en más de un dios, pero animadoles a concentrar su veneración en un dios sobre todos los otros.

La evidencia arqueológica revela que el enfasis en la creencia en un dios único no es algo reservado a los israelitas, sino que se produjo en varias zonas de oriente medio simultaneamente.

Descrito por el arqueólogo Stephen Bourke como "Jericó de Jordania", Pella es hoy un competidor para el título de una de las ciudades habitadas más viejas en la tierra, con casi 9.000 años de la ocupación. Cuando los excavadores fueron a trabajar en el templo de Migdol, tuvieron que cavar a través, literalmente, de 30 metros ciudades antiguas.

Fuente DailyStar Libano





Este artículo proviene de El Portal de la Rosa de los Vientos
http://rosavientos.es

La dirección de esta noticia es:
http://rosavientos.es/modules.php?name=News&file=article&sid=8